sábado, 3 de marzo de 2012

De reformas

Tal como adelanté en el post anterior, mi blog está de reformas. Quiero darle un lavado de cara no sólo en cuanto a diseño -algo cambiaré, pero no demasiado- sino en lo referente a contenidos. Por eso llevaba varios días sin aparecer por aquí.

Después de diez meses, he decidido que no voy a dedicar ni un minuto más de mi vida a gentuza que no merece ni el aire que respira. Seguiré al tanto de la actualidad y denunciaré lo que tenga que denunciar, pero mi salud en general -física y mental- y mi tensión arterial en particular me aconsejan adoptar otra perspectiva ante lo que se avecina. Además, por qué no decirlo, me apetece dedicar más tiempo a mis mayores aficiones, en concreto a la lectura y a la escritura.

A partir de ahora, es mi intención hacer reseñas de libros, recomendar aquellos que me gusten especialmente -teniendo siempre presente que mi opinión es sólo eso, una opinión-, seguir la actualidad editorial, dar a conocer y recomendar librerías, escribir artículos sobre lugares que haya visitado y me hayan gustado especialmente, dar mayor cabida al humor, tan necesario en los tiempos que corren... Todo esto ha estado presente en el blog desde que lo creé, pero quiero potenciarlo en detrimento de las noticias de actualidad que no hacen más que ponerme de mala leche.

En definitiva, seguiré al tanto de lo que pase en nuestro querido país de mierda y en el resto del Mundo, pero intentaré mantener a mi blog libre de virus. Al fin y al cabo, esto no es más que un blog personal en el que quiero volcar todo aquello que me gusta y que quiera compartir con quien tenga a bien perder un ratito de su tiempo leyendo lo que escribo. No hay más. Así que ala, a escribir se ha dicho...

1 comentario:

Argax dijo...

Todo sea por tu patata!