martes, 3 de julio de 2012

Diálogos a bocajarro con McCarthy

"El Sunset Limited"
Cormac McCarthy (2006)
Editorial Mondadori

El viernes pasado estuve en la Biblioteca Infanta Elena y saqué en préstamo tres libros: La librería ambulante, de Christopher Morley; En el jardín de las bestias, de Erik Larson, y El Sunset Limited, de Cormac McCarthy.

Sobre los dos primeros escribiré más adelante, ya que aún no los he leído. El de McCarthy, en cambio, lo empecé y terminé de leer el mismo viernes. Después de leer del mismo autor La carretera, hace tal vez algo más de un año, me quedé con ganas de más. Lo pasé tan bien y tan mal a la vez con las -escasas- aventuras y -numerosas- desventuras de ese padre y su hijo por aquél yermo postapocalíptico, me gustó tanto la forma de narrar del autor, la construcción de los diálogos, la economía de palabras -no le falta ni le sobra una sola coma-, que desde entonces barajé varias opciones para seguir profundizando en la obra del escritor de Rhode Island.

Fue hace un par de meses, tal vez tres, cuando descubrí "El Sunset Limited". La sinopsis del libro -transcribo literalmente la que viene en el libro para no destripar nada- me llamó la atención de inmediato:

Un encuentro fortuito en el metro de Nueva York propicia que dos extraños entablen una conversación a vida o muerte.
En una habitación cerrada, un hombre negro y un hombre blanco mantienen una batalla dialéctica. El blanco es un profesor universitario que, a pesar de disfrutar de una amplia cultura y de una posición acomodada, vive sumido en la desesperación. El negro, sin embargo, pese a haber llevado una vida marcada por la violencia y la adicción a las drogas, mantiene una férrea esperanza gracias a su fe. En el transcurso del conmovedor y violento diálogo se pondrán de manifiesto dos visiones del mundo opuestas, con un solo objetivo: desentrañar el sentido de la vida.
Del autor de "La carretera", un libro sobre la búsqueda de la felicidad.

La obra -de teatro, porque de eso se trata- se desarrolla en apenas noventa páginas. Más que suficientes para transmitir un diálogo directo y sincero entre dos hombres que no dudan en poner sobre la mesa dos opciones de vida antagónicas y en apariencia irreconciliables y ante las que el lector difícilmente podrá evitar posicionarse. La vida, la muerte, la religión, el paso del tiempo, el amor, la amistad, la familia, la literatura... Esos y otros temas desfilan por las páginas de este libro, cuyo sutil nexo común -poco nombrado pero siempre presente- no es otro que el tren Sunset Limited que da nombre a la obra.

La "marca McCarthy" que descubrí en "La carretera" está muy presente también en esta obra, esos diálogos directos, secos, a bocajarro, sin ningún tipo de adorno superfluo, que transmiten ni más ni menos que lo que quieren decir los personajes y permiten que la experiencia de lectura sea ágil y provechosa. Desde aquí recomiendo, a quienes no conozcan a este autor, que no duden en acercarse a su obra. No sólo disfrutarán con la lectura -pese a que los temas que aborda no son agradables- sino que al puro entretenimiento se le suma una buena dosis de profundidad, algo que, en mi opinión, es de agradecer.

No hay comentarios: